domingo, 20 de septiembre de 2015

LLEGÓ EL DÍA....A POR TODAS!!!!!!!!!!

Qué pasa pues runnerfuckers!!!!


Ya está. Ahora sí. No hay vuelta de hoja. Esta semana corremos una Maratón. La MARATÓN DE ZARAGOZA. 42 kilómetros y 195 metros. Así. Como lo lees.


Tres meses y pico antes nos pusimos manos a la obra, y aquí estamos. Cagaos, motivaos, entrenaos…con ganas de devorar cada uno de los 42 kilómetros con los que pasaremos la mañana del próximo domingo.


La meteo de momento pinta bien. Apenas aire y despejado. Y bien de temperatura. Así que tenemos el escenario ideal para poner la guinda al pastel. Será duro, y tocará pretar los dientes, pero ese instante cruzando el arco de meta varias horas después…eso no se olvida.



Esta semana toca tapering (a mí no me emboliquéis y me liéis con alguna de las vuestras eh!!!!! Paso de animaladas, de bici, de nadar y de machadas vuestras!!!). Un par de trotes y fiesta. No es cuestión de ponerse todos los días de macarrones hasta las trancas, pero sí hay que hacer carga de carbohidratos para llegar el domingo con los depósitos a ful. No seré yo el que os hable de nutrición desde luego jejeje
Mucho relax sobre todo. Y a repasar un poco la estrategia y la logística de la Maratón. El domingo tocará madrugar del copón. Así que a las cinco de la mañana ya estarán volando los güasaps. Interesa cenar pronto el sábado, porque si no pol haba entra algo a esas horas. A la línea de salida de la Maratón tendremos que llegar con la digestión más que hecha.
Bien de vaselina. Durante estos meses ya sabréis cuál es vuestro talón de Aquiles de las rozaduras. Yo con la entrepierna y un poco en pezones me apaño (y tiritas claro! Si no la vaselina no me aguanta los 42Km; pero tiritas de las buenas eh, Sport del Doctor San).
Durante la carrera habrá que alimentarse. Yo paso de tomar el sólido que dan en los avituallamientos. Con los geles me apaño mejor. Con tres geles se puede hacer bien la maratón. Luego cada uno, tiene sus preferencias de marcas, cuándo y cuánto tomar, etc (mi menú será en el km 10 un Energy Boost gel con sabor a frutas del bosque, en el km 20 el Pump Gel, y en el km 30 el Energy Boost gel de cola, con ese puntico de cafeína; si se tercia, llevaré un tercer gel, un Energy Up, que se toman muy fáciles y son muy de pím pám, por si acaso en el 35 llegamos como no debiéramos… Todos ellos de Victory Endurance. Y una o dos pastillas de sal para aderezar todo ello, que sólo caerán según lo vea). A partir del km 15 habrá powerade en los avituallamientos, no perdonar ni uno. Las gominolas y los plátanos ya al gusto del personal, yo soy laminero pero no tanto como vosotros, así que por qué no darse un gusto y comer algo de verdad.
Y poco más que añadir sobre el Día D. A mi sólo me falta elegir la camiseta para la gesta. No, no es lo de menos. Ninguna hará que corras más cómodo o más rápido esos 42 kilómetros, pero tienes que elegir la cami que te de buen fario. Esa que signifique algo especial. No tiene ningún sentido, pero esto es la maratón, y es así, punto.



Recorrido de la Maratón de Zaragoza 2015.

Una cosa que os recomiendo es la visualización del recorrido. No es que lo vayas a necesitar porque esté mal indicado. Todo lo contrario. Pero a mí me viene bien saber por dónde voy a pasar, lo que me voy a encontrar, en qué zonas tendré que sufrir, cuándo llegará lo bueno, etc etc Aquí va una especie de visualización del recorrido a modo de descripción según lo veo.
Yo me la divido en partes. Para tenerlo así bien estructuradico e ir tachando de mi lista mental según van cayendo las zonas.

Con un poco de frescuni en el cuerpo y con el ojete más prieto que prieto echaremos a correr a primera hora junto con mil y pico almas, maratonianos como nosotros, que se han pegado todo el santo verano metiendo kilometradas que tiembla el misterio. Los primeros metros por la plaza del Pilar tienen su punto. Todavía no sabes lo que es el ritmo de maratón, pero la poca gente de público que haya a esa hora sabe perfectamente la gesta que vamos a hacer, por lo que sus aplausos te pondrán un poco la piel de gallina. NOS ESPERAN 42 KILÓMETROS non stop. Aguanta, es difícil mantener el ritmo de carrera estos metros (está permitido acelerarse, todo sea dicho). En nada cruzaremos el puente de Helios y enfilaremos el primer kilómetro. Todavía no habremos roto a sudar y estaremos algo pesados. No pasa nada. Esto no es más que calentamiento.  Al poco de pasar por el Parque de Bomberos cae otro kilómetro más. Ya sólo faltan 40! Se mantiene la tónica del kilómetro anterior. Aún no se han definido los grupos de carrera con los que harás la maratón (salvo que elijas ir con liebre claro).  Otra recta más, y justo antes de cruzar el Ebro por segunda vez mirarás el pulsómetro para ver si la media que llevas es la que pensabas llevar…Llevamos tres kilómetros. Ahora ya se puede empezar a dar por terminado el calentamiento. Así que esas subidas y bajadas de ritmo de estos tres primeros kilómetros no se tendrán en cuenta.


Empieza la carrera. Toca patear el km 4 por la ribera, Echegaray al fondo. Ojo. La próxima vez que pases por esta zona…irás arrastrándote!!!! Ver el cartel de kilómetro 40 te dará de qué pensar. Estás corriendo una Maratón! Por si no lo sabías!!!! Disfruta del momento porque luego estos metros te costarán sangre y sudor. Cuando pasemos el pabellón de Tenerías (que supongo será guardamochilas, vestuarios, etc) tendremos el primer avituallamiento. No apetece beber por beber a las 9 de la mañana, pero algún trago habrá que dar al botellín maifriens. Después pasaremos por la calle don Jaime y el coso. Para enfilar paseo la Mina. 7 kilómetros. Ya debemos tener claro el ritmo nuestro. Ahora es cuestión de centrarse y mantener. Keep Calm. En la Avenida Cesáreo Alierta tendremos varios cambios de sentido. Es posible que nos crucemos mientras algunos atraviesan el paso a nivel por debajo. Esos gritos de ánimo a los compis de equipo son obligados. 8 Kilómetros. Lo que para otras personas es ya un mundo para ti no es más que un calentamiento casi. Subimos por San José, pero como esto no hizo más que comenzar esta subida casi ni se considera subida. Después de la Avenida San José toca merendarse todo Tenor Fleta. La cabeza está igual de fresca que las patas así que estas avenidas aún no se harán tediosas. Camino las Torres y Paseo Cuéllar para enfilar el avituallamiento del km 10. Aquí otros años hay un grupo de animación que es LA OSTIA. Pero LA OSTIA con mayúsculas. Así que el que no sube el ritmo en esta zona es extraterrestre o sordo, porque joder cómo mola. Se sube un poquico pero nada.  Llevamos un cuarto de carrera.

Toca el siguiente cuarto. En esta zona el público brillará por su ausencia. Pero no pasa nada. Poco a poco ya habremos encontrado alguien que vaya a nuestro ritmo. Es fácil que ya haya caído algún capazo. Cruzaremos el canal y lo iremos bordeando hasta el infinito y más allá.  Estos próximos 10 kilómetros son por nuestro hábitat natural. El parque Grande. Mentalizaros. Si para sacar series de tres km este verano teníamos que dar vueltas, ahora nos toca hacer 10 kases mareando la perdiz por el parque. Idas y venidas por un lado y por otro. Momento en el que mucha gente aprovecha para desmarcarse del pelotón y echar un meo en algún árbol. Es fácil que volvamos a vernos las caras entre un sentido y otro en el laberinto de circuito que nos hayan preparado. Esta parte es un poco pestiño pero nos la conocemos más que el tebeo. Nos hemos metido un verano entero pateándolo haciendo series. Así que a recordar esos momentazos. Saliendo del parque enfilaremos la media maratón, el km 21. De nuevo el grupo de animación anterior. Mitad de carrera completada. Tenemos que llegar  a esos 21 km muy muy frescos. Si no es así, algo hiciste mal. Dosifica más aún. Queda mucho margen para apretar.


Tercera parte de la carrera. Desharemos el camino hecho. Por Camino Las Torres, Tenor Fleta, San José, Cesáreo Alierta, etc Llevaremos más de dos horas de carrera, y ya será un horario más prudente para que si tenéis algún familiar o suppporter por la zona, esté animando a nuestro paso. Ojo. El factor #familiaAnimando te da alas pero te hace apretar el culo y subir el ritmo cosa mala. No pasa nada. Según el manual está permitido, si luego aflojas claro. Al final de Miguel Servet ya llevaremos 25 km. No estamos muy cansados pero ya no tan frescos como al principio. Las avenidas tan largas comienzan a pesar un poco. Si lo has hecho bien, no habrás perdonado ningún avituallamiento, aunque sea un simple trago de isotónica y de agua. Pero de aquí en adelante vienen los prolegómenos de lo realmente duro. Nos darán un pequeño rodeo por zonas verdes de Las Fuentes, y en el km 27 cogeremos la ronda de la Hispanidad, el tercer cinturón. Aquí ya no habrá ni Peter. Ni animando ni viendo ni nada. Ojo. Además es una zona fea de pelotas. Podemos encontrar algún grupo suelto de runners entrenando  que nos animen, pero mentalízate. Vas camino del muro y empiezas a estar cansado. Subir el puente del Cinturón se hará ligeramente pesado. Y cuando termines de cruzarlo llegaremos a la margen izquierda. Kilómetro 30. Has terminado la tercera parte del recorrido.


Comienza lo duro. Lo jodido. Lo feo. El acojone de verdad. Tirarás un kilómetro por la ribera, y enseguida nos desviarán a la derecha al paseo de Longares. Estos siguientes 4 kilómetros serán infernales. Sabrás de verdad si has entrenado bien, si el ritmo que has llevado era el correcto, si has hidratado y alimentado como deberías, si existe el famoso muro.  Nos esperan 4 kilómetros de ir y venir por calles y avenidas del Barrio Jesús, que se harán largos e insufribles. En  mitad de esta zona el año pasado había otro grupo de animación brutal. Puede salvar la vida. También es probable que nos crucemos en alguno de los sentidos. A mí en particular un ánimo de mis compañeros de kilómetros me da más alas que mil quinientas personas con bunbuzuelas, pero eso es cuestión de gustos. Pretad los dientes. Del barrio Jesús se acaba saliendo. En un momento dado sentiréis un bajón, que como te pongas a pensar en lo que te queda, apaga y vámonos. AGUANTAR. No hay otra. Pretad el culo y tirar palante. Aflojar el ritmo, mantened, lo que sea, pero siempre adelante. Horrible estos 4 kilómetros. Yo siempre las he pasado putas aquí. Y siempre  los superé. Casi 4 meses de entrenos, de series, de tiradas, de calor extremo, de horas robadas a la familia y a tu gente, horas y horas de  kilómetros corriendo…no puedes permitir que eso haya sido en balde así que habrá que demostrar que hemos estado luchando cada metro de esos entrenos. Vamos ahí. Pitera a tope!!!!!!!!!


En un momento dado volvemos a salir a la ribera y tendremos el avituallamiento del km 35. Un auténtico salva vidas. Después del bajonazo ese trago de powerade te devolverá a la vida. Cruzaremos el Puente de Hierro para ponernos la miel en los labios, y ver el ambiente que hay en esa zona. Pero enseguida volvemos a la margen izquierda a pretar los dientes en esta última parte de la carrera. La pequeña rampita que sube a la Sala Lopez te parecerá el Angliru. Pero con pitera y los ánimos de la gente la subes como un tiro. Cruzaremos el puente de Helios para quedarnos ya pa siempre en la margen derecha. Llegando al Pilar por Echegaray, las fuerzas ya van más que justas, pero los ánimos de la gente y de los que participaron en la 10K te dan un plus para tirar adelante. LLEVAMOS 37 KILÓMETROS entre pecho y espalda. Pero todavía quedan cinco…la misma consigna que antes: AGUANTAR. Entre zancada y zancada el aliento del público te hace más llevadero este cacho. Pero ojo, viene otra zonza chunga.


A partir del km 38 vas a estar más jodido que la pata de un banco, y después del subidón que te dio el público los kilómetros anteriores, ahora vas a estar más sólo que la una pateando por la ribera hacia el puente del tercer cinturón. Sólo y reventado. Viendo cómo la gente vuelve por el carril contrario. Aquí no es difícil ver a gente en el suelo que no puede ni con el alma. Ahora, sí, de verdad de la buena: AGUANTA!!!!!!!!!!!!! El bajón es físico y moral. Pero joder, sólo quedan 4 kilómetros!!!! Después de todo lo que llevas a cuestas, ahora sería inmoral  tirar la toalla. Aguanta estos dos kilómetros del demonio. Apura esas últimas rallas de batería que te quedan. Dos kilómetros más y tendrás el último avituallamiento. Ánimo.

Después del 40, cada grito de ánimo del público se traduce en una zancada.  Sufre esa pequeña rampa que supone la calle San Vicente de Paul y de ahí en adelante ya no tiras de piernas, estas no dan más de sí. Tiras de aplausos, de gritos de ánimo, de recuerdos de tu gente, de lo que has pasado hasta plantarte en el kilómetro 41 de la Maratón.  Las estrechas aceras de Don Jaime repletas de público y turistas, que flipan con la cara que llevas a la par que te animan,  es algo para guardar en el disco duro ya para siempre. Sabes que lo tienes. Un empujón más y estás. Pero es que girar Espoz y Mina y encarar la calle Alfonso, con el Pilar al fondo, oyendo la megafonía, y con todo el público completamente volcado en ti...uf…hay que estar en el sitio de un maratoniano para comprender esto. La meta está ahí. Aguanta. Celébralo. Y sí, ya eres maratoniano. Ya no eres runner…ni corredor…eres MARATONIANO. El resto ya…digiere tu victoria como buenamente puedas!!!!



SOMOS MARATONIANOS!!!! (sube el volúmen y amplia tamaño de pantalla, porfa plís!)
https://www.youtube.com/watch?v=k5D8duG69js

KILOMETREANDO QUE ES GERUNDIO

Sí, hemos cumplido todos. Nos hemos pretado nuestro correspondiente Martes De Series Te Hartes, el JueRodaje y la tirada larga del finde. Con series a muerte (arrastrando secuelas de la Media de Monreal), JueRodaje que bien poco se diferencia de una tirada larga, y tiradas largas en solitario o acompañados el finde, que demuestran que una tirada larga sabe a poco (salvo un par de bestias pardas que el domingo se hicieron casi una media maratón), queremos los 42 kilómetros YA a ser posible. El trabajo está hecho. Las patas se han curtido y sólo nos queda la batalla final, el domingo 27!!! No hay nada más que reseñar. A PUTO TOPE EQUIPOOOOOOOOOOOO!!!


Previsión emetérica para esta semana. Muy buenos días para hacer tapering. Pero lo que cuenta...el Día D! De momento es inmejorable. Despejado, apenas aire, y con una temperatura perfecta. Qué más se puede pedir!!!


Por cierto, para el día después de una maratón...además de postureo en las redes sociales para una buena temporada, esto es lo que nos espera...
https://www.youtube.com/watch?v=ncsTy6hIQCk




CUANDO TE QUEDA UNA SEMANA PARA LA MARATÓN

2 comentarios: